Noticias sobre franquicias

Bankia se plantea cobrar a las grandes empresas por sus depósitos pero no a los minoristas

José Ignacio Goirigolzarri, presidente de Bankia, ha apuntado a que está posibilidad no se puede descartar. En declaraciones a la agencia Servimedia, señaló que “ya está pasando”,  en referencia a los grandes clientes institucionales, básicamente grandes fondos de inversión, de pensiones o compañías de seguros. Según fuentes cercanas a la entidad, Bankia aplica un recargo de manera puntual, no generalizada, cuando grandes empresas acuden con puntas de tesorería.

De esta forma, la banca española no cierra la puerta a empezar a cobrar a las grandes empresas por llevar su liquidez al BCE y trasladarles así el recargo del 0,4% que les cobra el banco central.

No obstante, Goirigolzarri descarta la posibilidad de aplicar a los minoristas un recargo por su dinero por el temor a que se lleven su dinero a una caja de seguridad, pero sí fue más taxativo respecto a posibles cobros a las familias. “Mientras siga existiendo el dinero en efectivo, los clientes siempre tendrán la alternativa de llevarse el dinero a una caja de seguridad”.

En los últimos días, el BCE ha hecho calar el mensaje de que los tipos bajos tienen efectos positivos para la banca, porque mantienen a raya la morosidad.

El presidente de Bankia aseguró ayer que hay “un par de experiencias en países nórdicos de Europa” que demuestran que los tipos negativos pueden incluso “desestabilizar la economía”.

En relación con la transformación tecnológica del negocio de los servicios financieros, Goirigolzarri afirmó que el gran combate entre la banca y las grandes compañías tecnológicas en los próximos cinco años se va a librar en el segmento de los medios de pago. A este respecto, el banquero recordó la alianza firmada por la entidad con PayPal, entre otras. Desde diciembre, los clientes de Bankia pueden abrir y enlazar su cuenta PayPal a través del canal digital del banco.

Facebook

En otro orden de cosas, el presidente de Bankia se mostró sorprendido por el vigor que está demostrando la economía española. “Todo el mundo estaba previendo una desaceleración y la pujanza actual nos está sorprendiendo”. A principios de junio, el Banco de España mejoró en dos décimas sus previsiones de crecimiento para el PIB español, hasta el 2,4%.

¿Te ha gustado el contenido? Valóralo y compártelo