Actualidad

Esseda inaugura centro en Madrid

La enseña, que se ha posicionado como referente en la capital,  especializada en depilación láser, acaba de abrir nuevo establecimiento.

El éxito de la enseña se debe, tanto a la aplicación del láser Alejandrita que ofrece resultados definitivos desde la primera sesión, como al equipo de profesionales capaces de tratar todo tipo de pieles hasta problemas causados por efectos hormonales o por tratamientos erróneos.

El local situado en la Calle Raimundo Fernández Villaverde 34, en el barrio de Nuevos Ministerios, se suma así a los dos centros propios con los que ya cuenta Esseda en Quevedo (Calle San Bernardo, 117)  y  Majadahonda (Avenida España, 26). Este nuevo centro, así como en los anteriores, destacan por contar con la última tecnología médica y los medios más avanzados del mercado en depilación láser, capaces de eliminar todo tipo de vello en todo tipo de pieles y de forma definitiva. Todo, sin dañar las capas de la piel, protegiéndola y estimulando factores para lucir una piel sana.

Para ello, desde sus inicios, Esseda apuesta por el láser Alejandrita ya que cuenta con un mejor coeficiente de absorción pudiendo atacar directamente la melanina que se aloja en el pelo, ya sea grueso y oscuro o fino y claro. Esto permite que desde la primera sesión los pacientes no tengan utilizar otros métodos de depilación alternativos, pues el vello comienza a caer desde este momento y no es necesario fortalecerlo para sesiones posteriores. El tratamiento termina cuando se tratan todos los distintos ciclos de crecimiento del vello, lo que se traduce en alrededor de diez sesiones corporales y diez o doce faciales de media, siempre dependiendo de cada caso.

Además, desde Esseda son capaces de detectar y solucionar problemas derivados del vello, pudiendo tratar todo tipo de pieles, eliminar vello de zonas difíciles o solucionar problemas causados por efectos hormonales o por tratamientos erróneos. Algunos de los casos más comunes son el hirsutismo (desarrollo excesivo del vello en algunas zonas), dermografismo (personas que no pueden hacerse cera, cuchilla, ni otros métodos tradiciones porque sólo con el contacto se enrojecen y salen ronchas o marcas. En este caso el láser es la mejor opción, pues estimula el colágeno natural y la piel está más hidratada) y los problemas originados por ovarios poliquísticos (en niñas y mujeres hormonalmente inestables que generan más vello de lo normal).

La amplia experiencia y cualificación de los profesionales, así como la atención personalizada combinada con esta tecnología, permite  a Esseda garantizar la eficacia total con un seguimiento exhaustivo, tanto durante el tratamiento como después.

¿Te ha gustado el contenido? Valóralo y compártelo

Esseda inaugura centro en Madrid