Noticias sobre franquicias

El comercio sacrifica sus márgenes para ganar velocidad

No se trata de un gran premio de Fórmula1 pero casi. El objetivo de la distribución en España es seguir la tendencia marcada por Amazon y Alibaba, con entregas cada vez más rápidas y si eso supone reducir márgenes de rentabilidad debido al coste logístico que tiene la denominada última milla, pues se hace.

 

De esta forma, compañías como El Corte Inglés, Carrefour, Alcampo, Media Markt, Fnac y hasta Decathlon entre otras, están acelerando sus plazos, con envíos en tan solo dos horas. También ha apostado en firme por esta estrategia la distribución textil, aún más compleja, y donde la competencia se centra ya en realizar los envíos el mismo día de la compra.

EFICIENCIA TOTAL

No es un reto sencillo dados los problemas de movilidad en los centros urbanos debido al tráfico, las calles peatonales o la escasez de sitios de descarga. Algunos de los impedimentos o dificultades más importantes son las impuestas por los Ayuntamientos a los accesos a ciertas áreas urbanas y de estacionamiento, junto con las políticas de reducción de emisiones de los vehículos, están provocando, además, que las empresas dedicadas a la distribución se vean obligadas a renovar sus flotas e impulsar vehículos de reparto eléctricos para poder con las nuevas exigencias municipales.

Y es que, según un estudio realizado recientemente por Aecoc, y del que se hace eco El Economista, en el 40% de las compañías la edad media de la flota de transporte supera los 10 años y el 85% se está viendo afectada por las restricciones impuestas en Madrid y Barcelona.

PROBLEMA TARIFARIO

A lo que abocan estos hechos es a que muchas cadenas cobren distintas tarifas por el envío de paquetes, que varían entre los 3 euros y los 7 euros, pero en muchas ocasiones no permiten ni siquiera cubrir los costes. Y el problema de fondo es que los consumidores no parecen dispuestos a asumir el coste. Amazon, por ejemplo, subió el precio en España de su servicio Prime, que permite la entrega en dos horas, de 20 euros a 36 euros, pero ante el rechazo masivo por parte de sus abonados se ha visto obligado a volver a bajarlo otra vez a 19,95 euros-

RECOGIDA EN TIENDA

Cada vez son más las compañías que ofrecen servicios exprés de recogida en tienda -Alcampo o Carrefour permiten, por ejemplo, hacerlo a la hora o a las dos horas siguientes de la compra.

Consciente de los problemas de rentabilidad en el comercio online, el líder del sector de la distribución alimentaria en España, Mercadona, ha decidido ir más despacio. La empresa ha re-novado por completo su venta online después de que su presidente, Juan Roig, reconociera que el servicio que ofrecían era “una mierda”. Pero por ahora solo está presente con el nuevo supermercado online en Valencia y en algunos distritos de Barcelona, estando previsto el lanzamiento a partir de principios del año que viene en Madrid. La cadena de supermercados valenciana está abriendo para ello almacenes logísticos, a los que denomina colmena, dedicados exclusivamente al negocio en Internet.

ULTRARRAPIDEZ

No hay duda que las entregas ultrarrápidas se han convertido en una prioridad para las compañías, sobre todo en distribución textil

O El Corte Inglés, que con el servicio Click & Express ofrece entregas a domicilio en dos horas o la hora elegida por 7,9 euros. La empresa que preside Jesús Nuño de la Rosa ofrece también una tarifa plana de 14,95 euros al año para todos los envíos. De otra forma, el coste de envío de un libro es de un euro; de productos de moda 5,9 euros, de alimentación 8 euros (los envíos son gratuitos en este caso con la tarjeta de El Corte Inglés a partir de 100 euros o de 120 euros con otra forma de pago) y de grandes electrodomésticos, 15 euros.

Al igual que ha hecho Dia con Amazon, el líder de los grandes almacenes selló un acuerdo con el gigante chino Alibaba para impulsar su transformación digital. El Corte Inglés había ofrecido hace meses una alianza similar a la plataforma fundada por Jeff Bezos que, sin embargo, no vio ningún punto posible de colaboración, como ahora, en cambio, sí que ha visto Alibaba. Según el acuerdo, El Corte Inglés entrará en todas las plataformas de comercio electrónico del gigante chino del comercio electrónico, incluyendo Tmall y AliExpress para vender tanto en el país asiático como en el resto del mundo sus propias marcas y las de terceros.

La cadena de tiendas de ocio y cultura Fnac, una de las que más ha sufrido en su cuenta de resultados por el avance del comercio electrónico en los últimos años, está reforzando su apuesta también por la digitalización.

CRECIMIENTO DEL ONLINE

Uno de los grandes retos del sector logístico y de consumo son las entregas online en un máximo de 48 horas.De ahí que el sector haya reclamado en varias ocasiones que se cobren, como ya están haciendo algunas empresas, y se considere un servicio de lujo. El año pasado fue el primero en el que las ventas online superaron los 40.000 millones de euros en España, según los datos de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC). Pero no solo crece el volumen de ventas, sino que además también se incrementa el porcentaje de personas que compra a través de Internet.

En concreto, el porcentaje de compradores ha pasado del 36,8% que se registraba en 2015 hasta el 44,5% actual. Según un estudio de Manhattan Associates, el 81,3% afirma que sería más fiel a un comercio online que ofreciera opciones de entrega más rápidas. El primer elemento a tener en cuenta, según este estudio, vuelve a ser el smartphone, que sigue jugando un papel clave en la transformación de la manera de comprar.

¿Te ha gustado el contenido? Valóralo y compártelo