Blog

Las pizzerías no decaen: un modelo de franquicia estable y ¡rentable!

Pizzería, Pizza, Franquicias Pizza, Ginos, La Tagliatella

A pesar de la competencia existente y de la cantidad de años que llevan en el mercado, las pizzerías no decaen. Son un modelo de negocio de franquicia estable y rentable.

El secreto del éxito de las franquicias de pizzería está mayoritariamente en su precio. Es accesible para todos los bolsillos, y más económico que el habitual en otro tipo de restaurantes. Un valor añadido para que cualquier familia o consumidor habitual acuda a ellas.

Lo bueno es que no es necesario tener grandes conocimientos en el sector para implicarse en este mundo. Eso sí. Hay que contar con un poco de disposición y ser muy activo, porque las jornadas maratonianas y los niveles de estrés suben considerablemente, en concreto los fines de semana.

Para llevar, o para disfrutar en el mismo local o restaurante con una gama más amplia de platos en la carta, las franquicias de pizzerías son un modelo en continuo auge y que ningún emprendedor debe perder de vista.

  • Una pizza a pie de calle. ¿A quién no le apetece un tentempié como una pizza en cualquier momento? Si lo que quieres es montar tu negocio puerta calle y en un espacio pequeño (un local quick-service) cuidando al máximo los detalles, este es tu modelo de franquicia ideal. Por increíble que pueda parecer, aún hay hueco en el mercado para montar una franquicia de estas características. Un claro ejemplo es el de Papizza. La inversión media inicial ronda los 80.000 euros y siempre en zonas extremadamente transitadas.
  • Pizzas tradicionales y cocina al más puro estilo italiano. Hablar de una opción como montar un restaurante, son palabras mayores. Pero sin duda, una inversión ambiciosa y muy rentable. La mayoría de estas franquicias tienen nombre, son muy conocidas, y muy frecuentadas entre el público más asiduo a la comida italiana. Son modelos de negocio que venden mayor calidad.Es el caso de La Tagliatella, que cuenta con más de 190 restaurantes. La inversión es alta (a partir de 600.000 euros), pero los ingresos, son casi asegurados, porque la mayoría de los clientes repiten. Las claves de su éxito se basan en las recetas muy tradicionales y con raciones considerables para compartir. También destacan por su decoración guardando cada detalle y un buen servicio.
  • La experiencia en franquicias. Un caso muy conocido es el de Ginos, perteneciente al grupo Vips, uno de los grupos más cualificados y consolidados en la expansión de red de franquicias. También venden pizzas y comida tradicional italiana, pero están avalados por una experiencia de más de 30 años de éxito, tanto en esta marca, como en otras del grupo.
  • Take away o entrega a domicilio. Para llevar a casa o disfrutar de pizzas con ingredientes totalmente naturales. Este modelo de negocio que lleva en el mercado mucho tiempo, sigue funcionando de maravilla. Suelen ser muy concurridos, porque este tipo de modalidad gusta mucho. Es cómodo y la comida es muy barata. Razón de más para generar negocio. Un ejemplo claro es Pronto Pizza, que además de tener una amplia variedad de pizzas, cuenta con una amplia gama de productos como hamburguesas o bocadillos, entre otros. Requiere una inversión entre 65 y 100000 euros.
  • Pizzas gourmet. Ahora muy de moda, en auge y con un programa muy ambicioso de crecimiento. La franquicia Pizzettaro refleja muy bien este concepto.

 

¿Te ha gustado el contenido? Valóralo y compártelo

Las pizzerías no decaen: un modelo de franquicia estable y ¡rentable!