Blog

Franquicias deportivas, ¿tendremos spanish NBA?

Ignacio Encinas, Delegado de Castilla y León de mundoFranquicia

Cada equipo es una marca que puede venderse por sus propietarios y hasta cambiar de nombre

Los clubes profesionales de Estados Unidos se constituyen como franquicias deportivas, de una forma diferente a la europea. Cada equipo es una marca que puede venderse por sus propietarios y hasta cambiar de nombre.

La tradición de los equipos europeos tiene su germen en el deporte amateur mientras que los estadunidenses siempre han concebido sus ligas como modelos empresariales, siendo su concepto de equipo totalmente diferente al europeo.

El modelo de franquicia deportiva en la NBA

Fiel a la tradición americana, en 1946 un grupo de empresarios de diferentes ciudades estadounidenses, se reúnen en el Madison Square Garden de Nueva York, y deciden unificar las dispersas ligas de baloncesto para crear un único modelo donde se concedió acceso a 11 franquicias, que con los años se elevó hasta la cifra de 30.

¿Cómo funcionan? Como en cualquier franquicia, un grupo de inversores de una ciudad se hacen con una marca de la NBA mediante el correspondiente pago de un canon de entrada, adquiriendo así las consecuentes ventajas que esto reporta: contratos de los jugadores, derechos de TV, etc.

Ahora bien, ¿puede cualquier ciudad contar con una franquicia de la NBA? Para conseguir la máxima rentabilidad, la NBA, como cualquier franquiciador, vigila que sus marcas alcancen el máximo valor, por lo que impone muchas condiciones para que cualquiera pueda acceder a la franquicia: tamaño y población, valor mediático de la ciudad, localización, avales económicos, capacidad del estadio, etc. Por otra parte, tiene que haber alguna franquicia disponible, lo cual no es fácil..

Cambiar de ciudad no es imposible en la NBA, pero requiere paciencia. Por ejemplo el caso de los Nets, de Nueva Jersey, que cruzaron el río Hudson para trasladarse a la vecina Nueva York, concretamente a Brooklyn. La historia del cambio comenzó en 2009, cuando el multimillonario ruso Mikhail Prokhorov compró el 80% de la franquicia por 200 millones de dólares, convirtiéndose así en el primer dueño de un equipo de la NBA nacido fuera de Estados Unidos y tuvo que invertir otros 700 millones de dólares para la construcción del nuevo pabellón deportivo de los Brooklyn Nets,

Cada nombre de la NBA tiene su historia y algunas de lo más curiosas, pero en una gran parte se impuso el sentido democrático mediante consulta ciudadana, en algunos casos, hasta con premio. Por ejemplo, el ciudadano que propuso Bucks ganó un automóvil en 1968 y a los que votaron por Mavericks les invitaron al partido inaugural.

La NBA visita regularmente Europa para disputar algunos partidos de liga regular, pero, a la pregunta de si tendremos “Spanish o European NBA.”, su comisionado Adam Silver respondió a principios de 2016 en su visita a Londres, con un rotundo: “LO HEMOS PENSADO, PERO NO ES EL MOMENTO”.

¿Te ha gustado el contenido? Valóralo y compártelo

Franquicias deportivas, ¿tendremos spanish NBA?