Blog

¡Ahora sí! 3 claves para decidirte a franquiciar tu negocio

¡Ahora sí! 3 claves para decidirte a franquiciar tu negocio, Frnaquiciar negocio, Convertir negocio en franquicia, franquicia, franquiciador, montar una franquicia

Si no estás seguro de lanzarte hacia el modelo de franquicia, ¡ahora sí! las siguientes respuestas a tus preguntas te ayudarán a decidir que tu negocio ha de ser franquiciado.

Tu empresa se encuentra en el mejor momento, pero seamos honestos. Un emprendedor nunca se conforma. Siempre está dándole vueltas a la cabeza sobre cómo puede seguir expandiendo su marca y hacerse más grande y notable.

Si tu modelo es susceptible de ampliación a nivel regional o nacional, y no deseas compartir el control o los riesgos de conflicto que pueden suponer la incorporación de nuevos inversores, convirtiéndose por supuesto en iguales a ti en la toma de decisiones, vas en la línea correcta. Decídete por un modelo de franquicia.

¿Tienes perfil franquiciador?

Antes de evaluar tu negocio como potencial red de franquicia, plantéate y evalúate a ti mismo como posible franquiciador. Hay veces que tu empresa cumple todas las expectativas para convertirse en franquicia pero tú no tienes madera de franquiciador y no te adaptarías a seguir una pautas preestablecidas.

La franquicia es algo más que un negocio de prestación de servicios o venta al consumidor. Para ser franquiciador, deberás reunir muchas más facetas. De formador, coaching, psicólogo, además de entregar una cuota inicial para el franquiciado, además de los royalties propios del negocio de franquicia.

Tendrás que tener en cuenta que la relación con tus franquiciados ha de ser estrecha, y en determinados momentos deberás ser bastante flexible para el buen funcionamiento de la cadena.

¿Existe un nicho de mercado mínimo considerable para convertir tu negocio en franquicia?

El marketing o alcance viene determinado por la necesidad, y la necesidad a su vez viene determinada por la competencia. Por ejemplo, si tu negocio es una hamburguesería, no lo dudes, puede cumplir todas las expectativas para convertirse en una franquicia.

La demanda importa, pero también, ¿qué nuevo vas a aportar con tu producto o modelo de negocio? Lo novedoso cuenta, tanto para tus clientes como para los posibles franquiciados.

¿Qué estudios de mercado debes llevar a cabo?

Si tu negocio es relativamente nuevo, pero se demuestra que tiene demanda, lo primero que deberás hacer es ver en qué zonas de tu expansión tendrán más demanda. Dependiendo de tu negocio, serán más proclives a consumir o no. En esto interviene el clima, o los rangos de edad, por citar algunos ejemplos.

Si el producto o servicio que ofreces no es nuevo, y más bien es conocido, pero tiene éxito, puedes basarte en estudios de mercado similares a las posibles necesidades y gustos de tu nicho.

También puedes dotarte de un equipo consultor, experto en franquicias que te asesore sobre la demanda y las tendencias de mercado.

Seguramente, y bajo su gran y amplia experiencia, te puedan indicar y elaborar un estudio con las previsiones más acertadas.

¿Te ha gustado el contenido? Valóralo y compártelo

¡Ahora sí! 3 claves para decidirte a franquiciar tu negocio